Hawa', defendida por el Corán

3333 738


 

2.       Hawa’ (Eva), la paz sea con ella, no fue la que incitó a su marido a desobedecer a Al-lah, fue el demonio quien los sedujo y engañó con sus falsas promesas y mentiras, Dice Al-lah (lo que se interpreta en español): {Pero Satanás les hizo caer [en la desobediencia] alejándoles del goce en el que se encontraban} [Corán, 2: 36], y {Pero Satanás les susurró con el fin de que [desobedecieran a Al-lah y así] fueran despojados de sus prendas [y privados de las gracias que les habían sido concedidas] diciéndoles: Vuestro Señor os prohibió acercaros a este árbol para que no os convirtáis en Ángeles o en seres inmortales. Y les juró: Yo os aconsejo para vuestro bien. Y les sedujo con mentiras. Cuando ambos comieron del árbol quedaron desnudos, y comenzaron a cubrirse con hojas del Paraíso, entonces su Señor les llamó: ¿No os había prohibido comer de este árbol y advertido que Satanás era vuestro enemigo declarado?. Entonces imploraron arrepentidos: ¡Señor nuestro! Hemos sido injustos con nosotros mismos, si no nos perdonas y nos tienes misericordia nos contaremos entre los perdedores} [Corán, 7: 20-23].


 

 Pero el asunto no se detiene ahí, en la aleya que mencionaremos a continuación, encontramos una señal que nos indica que nuestro padre Adam (Adán), la paz sea con él, es más responsable de haberse dejado seducir por Satanás que su esposa, y que ella comió del árbol prohibido siguiendo a los pasos de su marido, Dice Al-lah (lo que se interpreta en español): {Por cierto que Adán tomó un compromiso con Nosotros [de no prestarse a los susurros de Satanás], pero luego se olvidó [y comió del árbol prohibido]; y no vimos en él una firme resolución. Y cuando dijimos a los Ángeles: ¡Haced una reverencia ante Adán! La hicieron excepto Iblis. Dijimos: ¡Oh, Adán! Éste [Satanás] es un enemigo para ti y para tu esposa; que no os haga expulsar del Paraíso pues serás un desdichado. Por cierto que en el Paraíso no padecerás hambre ni te faltará con que cubrir tu desnudez, ni tampoco sufrirás sed ni calor. Pero Satanás le sedujo diciéndole: ¡Oh, Adán! ¿Quieres que te indique el árbol del que si comes serás inmortal y tendrás un reino eterno? Y cuando ambos comieron del árbol quedaron desnudos, y comenzaron a cubrirse con hojas del Paraíso. Por cierto que Adán desobedeció a su Señor y cometió un pecado. Luego su Señor lo eligió [como Profeta], lo perdonó y lo guió} [Corán, 20: 115-122]


  3.       El Corán es claro al informarnos de la razón por la cual Al-lah, Altísimo sea, decretó la existencia de nuestro padre Adam mucho antes de crearlo, Dice Al-lah (lo que se interpreta en español): {Y cuando tu Señor le dijo a los Ángeles: He de establecer una generación tras otra [de hombres] en la Tierra , dijeron: ¿Pondrás en ella quien la corrompa [devastándola] y derrame sangre siendo que nosotros te alabamos y santificamos? Dijo: En verdad Yo sé lo que vosotros ignoráis. Y enseñó a Adán los nombres de todas las cosas, luego se las expuso a los Ángeles y dijo: Decidme sus nombres, si es que decís la verdad. Dijeron: ¡Glorificado seas! No tenemos más conocimiento que el que Tú nos has concedido, Tú eres Omnisciente, Sabio. Dijo: ¡Oh Adán! Infórmales sus nombres. Y cuando les hubo informado sus nombres, Al-lah dijo: ¿Acaso no os he dicho que conozco lo oculto de los cielos y de la Tierra, y sé lo que manifestáis y lo que ocultáis?} [Corán, 2: 30-33]. Por otro lado, encontramos en un relato auténtico del Profeta Muhammad, sallallahu a’laihi wa sallam, que Musa (Moisés) estaba culpando a Adam (Adán), la paz sea con ambos, por todo lo que el ser humano pasa en esta vida, por haber hecho que Al-lah nos desterrara del Paraíso por haberle desobedecido, sin embargo Adam, la paz sea con él, le respondió que todo lo que había pasado era porque así Al-lah lo había destinado mucho antes de crear al ser humano, es decir, que Al-lah Había planeado que el ser humano viviría en esta tierra incluso antes de haberle creado a él y el mundo, y que esto él, Musa, la paz sea con él, debía saberlo porque se encontraba escrito en la Torá que Al-lah le Había revelado. De este Hadiz podemos destacar dos cosas:

 ·         Musa, la paz sea con él, culpó a Adam y no a Hawa’, la paz sea con ambos, lo que demuestra que la idea de que la mujer sea la culpable basándose en lo que dice el Génesis, es producto de la adulteración que ha sufrido la Torá y las Sagradas Escrituras, anteriores al Corán.


 ·         Que Al-lah desde un principio Quería que viviéramos en la tierra, y cuando Al-lah Quiere y Decide algo, eso es lo que pasa.

 

4.       El Paraíso en el cual vivió Adam y Hawa’, la paz sea con ambos, por orden de Al-lah, no es el mismo que ha Preparado Al-lah para Sus siervos en la Otra Vida, según la opinión de algunos eruditos, basados en el Hadiz en el que se menciona, que en el Paraíso de la Otra Vida, hay cosas que nadie ha visto, escuchado e imaginado.

 

 

Related Articles